MMDEPORTES
7 de marzo de 2015 / 07:30 p.m.

Real Madrid desaprovechó la oportunidad y podría perder el liderato ante el Barcelona tras perder 1-0 ante el Athletic Bilbao.

Sin embargo el cuadro merengue sí tuvo oportunidades de gol. Una muy clara, y que pudo haber sido un golazo, fue un tiro de Gareth Bale de larga distancia.

El galés mandó un zurdazo de 40 metros, pero para su mala fortuna el balón dio directo al poste y no fue gol.