multimedios digital
26 de diciembre de 2015 / 03:40 p.m.

Siria.- Civiles y combatientes afectados e involucrados con ataques terroristas dentro del Estado Islámico en Siria, abandonarán tres barrios del sur de Damasco tras un acuerdo con las fuerzas del gobierno del presidente Bashar al Asad.

El acuerdo de retirada en Siria, que comenzará a aplicarse hoy, incluye el campo de refugiados palestinos de Yarmuk y los barrios vecinos de Qadam y Hajar al Aswad. Este último distrito era una de las bases del EI cerca de la capital.

Las 4 mil personas en total serán trasladadas en 18 autobuses a Raqa, “capital” de hecho del EI, en el norte de Siria, o a Marea, una localidad de la provincia de Alepo, fronteriza con Turquía, en poder de grupos rebeldes islamistas y del Frente Al Nosra.

Cuatro tentativas anteriores habían fracasado, indicó una fuente del gobierno sirio, siendo ésta la evacuación más importante”desde el comienzo de treguas puntuales en Siria.