ap
22 de mayo de 2015 / 09:44 a.m.

Conakry.- Las autoridades de Guinea, lugar donde comenzó la epidemia del ébola, están preocupadas por un nuevo brote cuando se esperaba que la situación ya estuviera bajo control.

Guinea registró 27 casos nuevos en una semana, en comparación con siete en la semana anterior, según la Organización Mundial de la Salud.

Las autoridades de salud pública están particularmente alarmadas porque algunos de los casos se registraron en un área cerca de la frontera con Guinea-Bissau, una nación paupérrima con pocos centros de salud.

El doctor Sakoba Keita, que dirige las operaciones contra el ébola en este país, dijo que Guinea estuvo "cerca de la victoria" en su lucha con la enfermedad y que los casos nuevos constituyen un contratiempo.

La epidemia comenzó en Guinea en diciembre de 2013 y se propagó a naciones vecinas. Solamente Guinea y Sierra Leona siguen reportando casos en África Occidental.