30 de julio de 2014 / 03:58 p.m.

Washington.- El Departamento de Estado anunció el miércoles que impondrá nuevas restricciones de viaje a los funcionarios gubernamentales venezolanos que quieran viajar a Estados Unidos, y que han sido acusados de violar derechos humanos durante las protestas que sucedieron en la nación sudamericana a comienzos de año.

La vocera Marie Harf dijo en un comunicado que esta medida "subraya nuestro compromiso para que los individuos que violan derechos humanos sean responsables y rindan cuentas por sus actos".

Agregó que el gobierno de Caracas respondió con "detenciones arbitrarias y uso excesivo de la fuerza" a las protestas callejeras que dejaron 43 muertes en varias ciudades del país, según las cifras del gobierno venezolano.

Harf dijo que no identificará públicamente a las personas afectadas con la medida, aduciendo normas legales relacionadas con el respeto a la privacidad.

El anuncio ocurrió tres días después de que Estados Unidos dijera contar con informes verosímiles de que Caracas amenazó a Holanda, Aruba y otros gobiernos para obtener la liberación de Hugo Carvajal, un general que enfrenta cargos por narcotráfico en tribunales norteamericanos.

El anuncio fue precedido también por un encuentro de líderes del Mercosur celebrado la víspera en Caracas después de que la reunión presidencial fuera suspendida en varias ocasiones.

Estas suspensiones coincidieron con las protestas callejeras iniciadas en febrero.

La suspensión de visas marca un cambio de rumbo del Departamento de Estado, que hasta el momento había resistido las presiones del Congreso para sancionar a funcionarios venezolanos, alegando que prefería esperar el resultado de las conversaciones entre el gobierno venezolano y la oposición.

La cámara baja aprobó en mayo un proyecto de ley que además de suspender visas, busca congelar activos de estas personas en territorio estadounidense.

Una versión similar fue aprobada por la comisión de relaciones exteriores del Senado pero no estaba claro si la legislación llegará al pleno antes de que el Congreso inicie el viernes su receso veraniego de seis semanas, debido a las reservas expresadas por algunos senadores a las jefaturas de sus respectivas bancadas.

El senador republicano Marco Rubio calificó a la suspensión de visas de como un "paso inicial" que debe ir acompañado de la congelación de activos por lo que cual espera que el Senado apruebe pronto el proyecto de ley, del cual es uno de los autores.

Por su parte, la representante republicana Ileana Ros-Lehtinen dijo que la suspensión de visas "llega muy tarde y no va suficientemente lejos".

"Poco después de que el régimen venezolano hizo todo lo posible para proteger y dar refugio seguro a un narcotraficante notorio, es decepcionante que la Administración de Obama todavía no ha implementado sanciones fuertes contra el régimen de Maduro", dijo Ros-Lehtinen, una de las autoras del proyecto de ley aprobado por la cámara baja.

FOTO: Especial

AP