ap
21 de noviembre de 2017 / 08:22 p.m.

ATLANTA. — Un mexicano que está ilegalmente en Estados Unidos secuestró a una adolescente y la llevó de Texas a Georgia para tener relaciones sexuales con ella, afirmaron el martes fiscales federales.

La imputación de cargos del 14 de noviembre afirma que Andrés Castañeda Guzmán, de 24 años, secuestró a una menor de edad y la transportó a través de varios estados con el propósito de tener actividad sexual ilícita.

El acusado se declaró inocente durante una audiencia realizada el lunes, de acuerdo con documentos de la corte publicados en internet.

“Este secuestro y agresión sexual de una menor es impactante”, dijo el fiscal federal Byung “BJay” Pak en un comunicado enviado por correo electrónico. Añadió que procesar crímenes violentos, incluida la explotación infantil, es una de las principales prioridades del Departamento de Justicia.

Castañeda Guzmán asistió el 2 de septiembre a una fiesta en Terrell, Texas, con motivo de los 15 años de la víctima, de la que es familiar lejano, según la declaración que un agente del Departamento de Seguridad Nacional presentó en una corte federal de Atlanta.

La adolescente, a la que se identifica en documentos de la corte únicamente por sus iniciales, dijo a un investigador que Castañeda Guzmán se había mudado en agosto a Texas desde Georgia y que ella lo rechazó durante semanas, pero que en los días previos a la fiesta se había vuelto mucho más celoso y posesivo, de acuerdo con la declaración del agente.

La joven dijo a los investigadores que no tenía idea de que Castañeda Guzmán se la fuera a llevar a Georgia.

La fiesta, que se realizó en la casa de un amigo de la familia, continuaba alrededor de la 1 de la madrugada del 3 de septiembre cuando Castañeda Guzmán se ofreció a llevar a la adolescente a reunirse con algunos invitados que no habían podido encontrar el lugar del festejo y guiarlos para que llegaran. En vez de eso la llevó a Georgia, de acuerdo con el agente.

La familia de la víctima se dio cuenta de su ausencia y reportó su desaparición alrededor de las 2:30 de la madrugada. Los invitados les dijeron a los agentes que habían visto a la joven subiéndose a la camioneta Chevrolet Tahoe de color negro de Castañeda Guzmán. Algunos familiares llamaron al acusado, pero no tuvieron éxito.

Un amigo les dijo a los familiares de la víctima que Castañeda Guzmán la iba a llevar a Jonesboro, Georgia, donde vivía antes, por lo que la familia comenzó a conducir hacia ese estado.

La adolescente le dijo a un investigador que hicieron una breve parada en un lote de casas rodantes en Jonesboro en el que viven los ex suegros del acusado, según la declaración del agente. Dijo que uno de los ex suegros la sorprendió intentando utilizar un celular para contactar a su familia y le quitó la batería al teléfono.

Posteriormente Castañeda Guzmán llevó a la adolescente a un hotel en Stockbridge la noche del 3 de septiembre y la obligó a tener relaciones sexuales con él, afirmó el agente en su declaración.

Al día siguiente, el 4 de septiembre, Castañeda Guzmán la trasladó a casa de uno de los amigos de él. Después de que la familia de la joven y policías del condado Clayton llegaron a la casa de los ex suegros de Castañeda Guzmán, éstos se pusieron en contacto con él y le dijeron que la policía buscaba a la adolescente.

En cuestión de minutos, un taxi la trajo para que se reuniera con su familia. El chofer del mismo les explicó que la había recogido en una casa en Forest Park, señaló el agente en su texto.


dat