22 de abril de 2014 / 06:21 p.m.

WASHINGTON.- Un grupo de 16 inmigrantes y activistas inició el martes una dieta líquida cerca de la Casa Blanca con la intención de presionar al presidente Barack Obama a suspender deportaciones vía administrativa.

Y una prominente coalición de organizaciones comunitarias a favor de una reforma migratoria dijo también el martes que dará plazo hasta el 28 de junio a la cámara baja para que apruebe una reforma migratoria, o de lo contrario aumentarán la cantidad de protestas en diferentes puntos del país.

El Congreso mantiene en el limbo la reforma porque la mayoría republicana en la Cámara de Representantes se ha negado a debatir el proyecto aprobado en junio por el Senado, de mayoría demócrata.

AP