17 de mayo de 2013 / 06:27 p.m.

Andrés Manuel López Obrador aseguró que el gobernador de Tabasco, Arturo Núñez Jiménez, recibepresiones del gobierno federal para que no enjuicie a su antecesor, Andrés Granier Melo, por el presunto desfalco en las finanzas de Tabasco.

""Estoy seguro, no tengo información pero intuyo que debe estar recibiendo algunas presiones del gobierno federal, sobre todo porque lo protegen unos a otros, estoy seguro que Peña está protegiendo a Granier y por eso no le ayudan a Arturo y a lo mejor y hasta lo están obstaculizando o frenando"", dijo López Obrador.

El tabasqueño sostuvo en un programa de radio local que la federación tiene los elementos en la Unidad de Investigación Financiera de la Secretaría de Hacienda para rastrear a Granier y lo usaron con Elba Esther Gordillo, pero indicó que el ex mandatario es protegido por Luis Videgaray, quien es discípulo de Pedro Aspe, el encargado de reestructura la deuda de Tabasco durante el sexenio de Granier.

Sin embargo, dijo que con “los pocos papeles que hay” Núñez puede integrar una investigación contra Granier. ""No es posible que no haya elementos"", dijo Obrador, quien recordó la denuncia de Cuauhtémoc Cárdenas contra Óscar Espinoza Villareal, con muy poca información.

— ANTONIO VILLEGAS