REUTERS 
23 de mayo de 2017 / 04:15 p.m.

LONDRES.- Gran Bretaña elevó su nivel de alerta de seguridad a "crítico" desde "severo" tras el ataque suicida en Manchester que dejó 22 fallecidos, dijo el martes la primera ministra, Theresa May.

La funcionaria destacó que las fuerzas armadas podrían colaborar en las tareas de seguridad en sitios clave y que podría desplegarse personal militar en eventos públicos como conciertos y encuentros deportivos.

El incremento del alerta significa que "un nuevo ataque podría ser inminente", destacó.