REDACCIÓN
28 de febrero de 2015 / 07:50 p.m.

El delantero del Barcelona, Luis Suárez, fue determinante en la victoria de su equipo 3-1 ante Granada.

El uruguayo anotó un gol y participó en las otras dos anotaciones.

Pero no todo fue de color de rosa para el charrúa, pues al minuto 33' del segundo tiempo su entrenador, Luis Enrique, lo sacó del terreno de juego para ingresar a Pedro. Sin embargo al '9' no le gustó el cambio y expresó su molestia en la banca.