MANUEL GONZÁLEZ
8 de junio de 2017 / 01:42 p.m.

ESPECIAL.- Después de dos meses, los manifestantes en Venezuela no han cedido en sus exigencias para una elección anticipada en medio de quejas de fuerza excesiva usada por miembros de la Guardia Nacional.

El gobierno dice que está luchando contra la oposición de "células terroristas" en las protestas que intentan derrocar al presidente Nicolás Maduro.

El gobierno vinculó las protestas de la oposición a un golpe de 2002 que derrocó brevemente al líder socialista Hugo Chávez, y señaló que los manifestantes interrumpen el tráfico y dañan la propiedad pública mientras se montan barricadas de escombros ardiendo.

Pero los manifestantes dicen que se les ha dejado sin voz democrática y deben aventurarse a salir a la calle.

Las protestas han dejado unas 67 personas sin vida y miles heridas. El gobierno está preparando una elección a finales de julio para una asamblea constituyente que tendrá el poder de reescribir la constitución y potencialmente disolver las instituciones estatales.

Los críticos de Maduro lo llaman una toma de poder para mantenerlo en el poder indefinidamente.


pjt