AP
7 de mayo de 2018 / 07:37 a.m.

CAMBOYA.- La muerte repentina de 14 aldeanos de Camboya supuestamente por agua contaminada, en realidad fue por beber vino de arroz mezclado con metanol, informaron funcionaros de salubridad del país.

Otras 214 personas se enfermaron por tomar el agua que estaba contaminada con desechos humanos o animales, o insecticida, informó Ly Sovann, vocero del Ministerio de Salud.

Los informes de las muertes y enfermedades, que comenzaron el jueves pasado, se dieron a conocer de dos aldeas en la provincia Kratié en el noroeste y en un inicio los funcionarios creían que se trataba del mismo incidente.

El vino de arroz suele ser elaborado en casa y es común en reuniones sociales. El alcohol agregado que no está destilado adecuadamente contiene metanol, que puede ocasionar la muerte incluso en dosis pequeñas. Al menos 100 personas murieron el mes pasado en Indonesia por tomar alcohol contaminado de contrabando.


dezr