2 de febrero de 2014 / 06:36 p.m.

Beriut . - Helicópteros del Ejército sirio lanzaron el domingo improvisadas "bombas de barril" sobre la norteña ciudad de Aleppo, dijo un grupo activista que sigue el conflicto, en el último episodio de una campaña militar que habría dejado 83 muertos.

La ofensiva del Ejército, que se lleva a cabo desde el viernes, ha matado principalmente civiles de los distritos del este de la ciudad, según el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, un organismo con sede en Gran Bretaña.

El uso de bombas de barril -tambores de petróleo llenos de explosivos y fragmentos de metal- generó una amplia condena internacional en las recientes conversaciones de paz sobre Siria realizadas en Suiza.

La primera ronda de negociaciones terminó el viernes sin avances para poner fin a una guerra civil que se extiende por tres años o para reducir una violencia que deja regularmente más de 100 muertos cada día.

Las potencias occidentales propusieron en diciembre una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU para expresar su indignación por el uso de bombas de barril, que han matado a más de 700 personas en Siria en las últimas seis semanas.

Sin embargo, Rusia, un aliado incondicional del presidente Bashar al-Assad, ha bloqueado repetidamente estos planes en el Consejo de Seguridad.

Las autoridades sirias dicen estar luchando contra rebeldes que controlan grandes zonas de Aleppo, alguna vez un importante centro financiero del país pero que actualmente está dividido entre las fuerzas gubernamentales y los rebeldes.

El Ejército también lanzó bombas de barril sobre los suburbios de la capital Damasco el fin de semana y llevó a cabo bombardeos y ataques aéreos en varias otras ciudades y municipios del país, dijo el Observatorio y otros grupos de activistas.

Sus informes no pudieron ser confirmados de manera independiente.

Reuters