13 de febrero de 2013 / 04:04 a.m.

Ciudad de México • El presidente del Parlamento Europeo, Martín Shulz, reconoció que si bien persiste un clima de inseguridad en el país, este no debe convertirse en un elemento por el que se debe condenar a México.

“Con toda la evidencia que existe, la seguridad en este país no es óptima y sí se puede mejorar, pero tampoco se puede condenar a un país por ello: mas bien hay que buscar un diálogo abierto que permita concretar un método constructivo para superar la inseguridad”, puntualizó.

En conferencia de prensa como parte de su visita de trabajo por el país, el presidente del parlamento aseguró que las violaciones a siete turistas españolas son un incidente muy grave, por lo que se debe procurar evitar que este tipo de acciones se generalicen.

En este contexto, destacó la importancia de evitar inflar cada caso de violencia que se presenta, ya que hablar cada vez más de la inseguridad que prevalece en el país, sólo contribuye a que esta continúe.

“El tema de la inseguridad se convierte en algo que se cumple sólo porque uno lo pronostica”, señaló el líder del parlamento europeo.

Redacción y Notimex