20 de junio de 2014 / 02:47 p.m.

Roma.- Un segundo proceso contra el ex primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, acusado de concusión y prostitución de menor en el llamado "caso Ruby", inició hoy ante el segundo tribunal de apelaciones de Milán.

En el juicio en primera instancia, concluido hace un año, Berlusconi fue condenado a siete años de cárcel y a la inhabilitación de por vida, por lo que impugnó la sentencia y de ello nació el proceso comenzado este viernes.

El ex primer ministro, de 77 años de edad, ya no goza de inmunidad parlamentaria tras su expulsión del Senado en agosto pasado, como consecuencia de su condena definitiva por fraude fiscal.

Berlusconi no se presentó al aula, pues los viernes cumple esa sentencia con la realización de labores sociales en un asilo de ancianos cercano a Milán.

En la audiencia fue representado por sus abogados, Franco Coppi y Filippo Dinacci, quien por primera vez sustituyeron a sus letrados históricos, Niccolo Ghedini y Piero Longo (indagados en un proceso preliminar al lado de su cliente por presunta corrupción de los testigos del primer juicio sobre el caso “Ruby”).

"Formamos parte de la misma escuadra y nos alternamos en la defensa, poco importa que esté uno o el otro", comentó Coppi al respecto.

Aseguró que Berlusconi se presentará en las próximas audiencias en caso de que sea necesario.

"Cada vez que él se mueve es seguido por un ejército, por lo que, con todo respeto a la Corte, es inútil que venga si su presencia no es necesaria", acotó.

El ex primer ministro es acusado de haber pagado por sexo a la marroquí Karima El Mahroug, alias "Ruby", cuando ella era menor de edad y de haber presionado a la jefatura de policía de Milán en mayo de 2010, cuando aún era jefe de gobierno, para que liberara a la chica, arrestada por robo.

Según el calendario publicado este viernes por la corte, la sentencia del proceso de apelación será emitida el próximo 18 de julio.

En caso de ser condenado, el ex Cavaliere podrá todavía impugnar ante la Corte Suprema, que se pronunciaría en 2015.

Pero si el máximo tribunal confirmara la condena, Berlusconi terminaría en la prisión, como su histórico colaborador, Marcello Dell’Utri, sentenciado por asociación mafiosa y actualmente en la cárcel de máxima seguridad de Parma luego de ser extraditado de Líbano.

FOTO: APNOTIMEX