24 de marzo de 2013 / 05:24 p.m.

Oaxaca • El gobierno de Gabino Cué llegó a un acuerdo con los estudiantes de las once normales de Oaxaca que se mantenían en paro y pactó entregarles 921 plazas de docentes a cambio de que presenten un examen regionalizado.

A su vez, los estudiantes desistieron de movilizarse y devolvieron los autobuses del servicio urbano y vehículos distribuidores que se encontraban retenidos desde hace una semana en el interior del Centro Regional de Educación Normal de Oaxaca.

El director general del Instituto Estatal de Educación Pública (IEEPO), Manuel Antonio Iturribarria Bolaños, adelantó que se suscribió una minuta de acuerdo, donde los normalistas accedieron a presentar un examen de oposición para acceder a una plaza como docente. Detalló que la evaluación será regionalizada, y no estandarizada.

El funcionario aclaró que el ofrecimiento a los normalistas no contraviene el marco jurídico vigente previsto en el artículo tercero Constitucional, particularmente en el tema de la contratación automática de nuevas plazas docentes.

Iturribarria Bolaños explicó que el examen de titulación será practicado conjuntamente y con autorización de la Secretaría de Educación Pública (SEP) para que goce de plena validez.

Destacó que para el proceso de contratación deberá cumplirse con los requisitos normativos que cada nivel educativo contratante tiene establecidos en el ámbito de su competencia.

En ese sentido, se convocará, en mayo, a los diferentes niveles educativos para sostener reuniones informativas con los alumnos que cursan el octavo semestre de las diferentes licenciaturas que se imparten en las normales públicas del estado, con el propósito de informarlos sobre los procesos de contratación que se realizan.

El funcionario admitió que la minuta firmada para conjurar el conflicto ocurre en el mejor momento, debido al riesgo de que los paristas pudieran perder el semestre por el desarrollo de su jornada de lucha.

Antes, dejó en claro que para el gobierno oaxaqueño el sistema de normales goza aún de futuro en México, siempre que existan niños estudiando en las escuelas y haya necesidad de profesores.

Destacó que el IEEPO también dio respuesta al reclamo de los estudiantes normalistas, específicamente sobre la contratación de los nuevos docentes para el ciclo escolar 2013-2014 en septiembre próximo y el primer pago salarial de diciembre.

Respecto al tema de la reducción de la matrícula de nuevos profesores, urgió a empezar a diversificar las especializaciones, porque si bien es cierto que el nivel primaría está saturado, en Oaxaca hacen falta nuevos maestros en preescolar, educación indígena y física.

Por su parte, los normalistas aceptaron regresar a sus labores escolares para reponer las horas-clase perdidas, a fin de no poner en riesgo el cumplimiento del ciclo escolar.

ÓSCAR RODRÍGUEZ