REUTERS
15 de agosto de 2015 / 05:47 p.m.

Irak.- Una serie de atentados con bomba provocó la muerte de al menos 24 personas en Bagdad el sábado, dos días después del peor ataque en la capital de Irak desde que el primer ministro, Haider al-Abadi, llegó al cargo hace un año.

El ataque más mortal tuvo lugar en el distrito chií de Habibiya, donde perecieron 15 personas cuando un coche bomba explotó cerca de una zona abierta en la que se exponían automóviles para su venta.

"La investigación, basada en imágenes de una cámara de vigilancia, mostró a un hombre estacionando un auto blanco y entrando después a un quiosco de té cercano. Cinco minutos después, el vehículo explotó", comentó el funcionario policial Murtatha Abid Ali en el escenario de la explosión, en la que resultaron heridas otras 35 personas.

Habibiya está cerca de Ciudad Sadr, donde el jueves perdieron la vida más de 70 personas en un atentado con camión perpetrado por Estado Islámico.

Otras dos personas murieron y siete resultaron heridas en un atentado con bomba en una zona de tiendas de repuestos de auto en Taji, al norte de la capital.

Otras explosiones en transitadas calles comerciales y mercados en Jisr Diyala, Madaen e Iskan provocaron la muerte de siete personas más.

Las fuerzas de seguridad y grupos milicianos están combatiendo a Estado Islámico en la provincia de Anbar, zona de mayoría suní al oeste de Irak.

En Bagdad, Abadi propuso duras reformas para reducir la corrupción y el clientelismo, los mayores cambios al sistema político desde el fin de la ocupación militar estadounidense.