MILENIO DIGITAL Y REUTERS
23 de marzo de 2017 / 07:58 p.m.

La administración del presidente Donald Trump ordenó a las embajadas de Estados Unidos en todo el mundo nuevos controles de seguridad antes de otorgar visados a turistas, viajeros de negocios y familia de residentes estadunidenses.

De acuerdo con The New York Times, los cables diplomáticos enviados por el secretario de Estado, Rex Tillerson, dieron instrucciones a los funcionarios consulares para que amplíen el escrutinio.

Las nuevas reglas no se aplican a 38 países - incluyendo la mayor parte de Europa y aliados de larga tiempo como Australia, Nueva Zelanda, Japón y Corea del Sur- cuyos ciudadanos pueden ser admitidos rápidamente en Estados Unidos bajo el programa de exención de visado. Ningún país de Oriente Medio o de África forma parte del programa.

El secretario de Estado pidió a las misiones diplomáticas del país que identifiquen a "poblaciones que requieran de un mayor escrutinio" y endurecer la revisión de datos de los solicitantes de visas en esos grupos, según cables diplomáticos vistos por Reuters.

Tillerson también ordenó una "revisión obligatoria de redes sociales" para todos los solicitantes que alguna vez hayan estado en territorios controlados por Estado Islámico, en lo que dos ex funcionarios estadounidenses dijeron que sería una expansión amplia y laboriosa de las revisiones de datos personales.

En la actualidad, el escrutinio en redes sociales por parte de funcionarios consulares es poco común, explicó uno de los ex funcionarios.

Cuatro cables, o memorandos, emitidos por Tillerson en las últimas dos semanas ofrecen información sobre cómo el Gobierno estadounidense está implementando lo que el presidente Donald Trump ha llamado un "escrutinio extremo" de extranjeros que entren a Estados Unidos, que fue una de sus principales promesas de campaña.

Los cables también demuestran los obstáculos administrativos y logísticos que enfrenta la Casa Blanca para ejecutar su visión.

Los memorandos, que no habían sido reportados previamente, entregan instrucciones para implementar el decreto ejecutivo revisado de Trump del 6 de marzo que prohíbe temporalmente el ingreso de ciudadanos de seis países de mayoría musulmana y a todos los refugiados, además de un fortalecimiento obligatorio de la revisión de datos de los solicitantes de visas.

El último cable visto por Reuters, emitido el 17 de marzo, mantuvo una instrucción para que los jefes consulares en cada misión diplomática creen grupos de trabajo de funcionarios de la ley y de inteligencia para "desarrollar una lista de criterios para identificar conjuntos de poblaciones solicitantes que requieran de mayor escrutinio".

Trump ha dicho que el reforzamiento del escrutinio de extranjeros es necesario para proteger a Estados Unidos de ataques terroristas.