EUGENIA JIMÉNEZ | MANUEL J. SOMOZA | MILENIO DIGITAL
19 de septiembre de 2015 / 02:38 p.m.

La Habana.- El Papa Francisco inicia hoy una gira que incluye Cuba y Estados Unidos, la cual ha denominado como el "viaje de la esperanza", que se ha convertido en el más publicitado y políticamente sensible de todos los recorridos que ha realizado al continente americano.

Esta es la tercera ocasión en que un Papa visita Cuba (Juan Pablo II en 1998 y Benedicto XVI en 2012), y con la intermediación de Francisco en la reanudación de las relaciones entre La Habana y Washington, el viaje de cuatro días es considerado por los cubanos de gran importancia política, pues se cree que el pontífice ejercerá en EU su "tremenda autoridad moral" para el levantamiento del embargo económico a la isla caribeña.

El gobierno cubano señala en su página oficial sobre la visita de Francisco que éste "constatará nuestro patriotismo y el arduo y fructífero esfuerzo de la nación por enaltecer al ser humano, por la justicia y la cultura; por ese mundo mejor que no es solo posible, sino indispensable".

Además, afirma el texto publicado como editorial en el diario oficial Granma, "su presencia en Cuba confirmará el buen estado de las relaciones existentes entre el gobierno cubano y la Santa Sede, que este año celebran su 80 aniversario de nexos ininterrumpidos.

"Entre sus más importantes momentos se destacan las visitas de Fidel Castro Ruz a la Santa Sede en 1996, las realizadas a Cuba por los sumos pontífices Juan Pablo II en 1998 y Benedicto XVI en 2012, así como el positivo encuentro sostenido en mayo pasado por el presidente de los consejos de Estado y de Ministros Raúl Castro Ruz con el Papa Francisco en el Vaticano".

El papa Francisco se encontrará con un pueblo cubano que practica en su mayoría la santería y en donde solo un 60 por ciento, de un poco más de 11 millones de cubanos, fue bautizado por la Iglesia católica, aunque se reconoce que un número importante de éstos han sido influidos por el sincretismo.

La conferencia de los obispos cubanos informó que actualmente se tienen cerca de 360 sacerdotes en ocho diócesis y tres arquidiócesis; para su tarea pastoral cuentan con 650 templos; de éstos, 325 son parroquias, además cuentan con 2 mil 300 "casas misión".

Tienen tres arzobispos y 12 obispos, que coordinan el trabajo de 96 comunidades religiosas: 26 masculinas y 70 femeninas.

preparativos

En la histórica Plaza de la Revolución, en donde el Papa Francisco realizará la misa dominical, los preparativos para esta celebración casi están concluidos.

Se espera asistan más de un millón de personas y se han colocado 3,500 sillas para invitados especiales. En un recorrido que realizó MILENIO se observó que algunos de los lugares especiales son para las "autoridades de Argentina", "autoridades de Panamá", invitados de la nunciatura apostólica, cuerpo diplomático y representantes de otras iglesias.

Para la celebración de mañana se han colocado vallas alrededor de la plaza y ya en la tarde de ayer el altar estaba terminado, con la silla papal. Complementaban el escenario una alfombra roja y distintas plantas.

En la Plaza de la Revolución, las televisoras internacionales han sido las primeras en colocar sus stands, listas para transmitir la ceremonia.

La sala de prensa informó que cerca de mil periodistas extranjeros solicitaron la visa para cubrir la visita pontificia.

En el malecón y en algunas calles adyacentes se han colocado pendones y carteles con imágenes del Papa Francisco y de la bandera cubana acompañadas con las leyendas "Misionero de la Misericordia" y "Bienvenido".

El Papa llegará al aeropuerto José Martí y será recibido por el presidente Raúl Castro; posteriormente se trasladará a la nunciatura apostólica donde sostendrá reuniones privadas y pernoctará.

La misa de mañana se realizará a las 9:00 horas en la Plaza de la Revolución. A las cuatro de la tarde el Papa será recibido en el Palacio de la Revolución por Raúl Castro; posteriormente, el jesuita se trasladará a la Catedral y concluirá la jornada con un encuentro con los jóvenes en el Centro Cultural Padre Félix Varela.