18 de septiembre de 2013 / 12:58 p.m.

 Marco Antonio Karam, representante de Casa Tíbet y organizador de la visita del Dalái Lama a México, que se realizará el mes que entra, dijo que “en un acto de tolerancia religiosa” el presidente Enrique Peña Nieto puede recibir al Dalái Lama en la cuarta visita que el líder espiritual realizará a México.

En un encuentro con la prensa, realizada en la sede de la Conferencia del Episcopado Mexicano, Marco Antonio Karam consideró que de lograrse esta reunión sería “la cereza en el pastel” delviaje de Dalái Lama, Tenzin Gyatzo, en territorio mexicano.

“Sobre si tendrá algún encuentro con algún funcionario en México, pues claro que a nosotros nos encantaría que el Presidente pudiera tener la oportunidad de recibir al Dalái Lama puesto que siento que su figura como representante de la religión budista lo amerita; sin embargo, no es algo que sea prioritario en esta visita (…) si se da estaremos contentos y si no también”.

Hasta el momento, dijo, “no hemos extendido una petición formal a presidencia para que se dé un encuentro; sin embargo, extraoficialmente hemos comunicado el interés que tenemos en que dicho acercamiento se lleve a cabo por diversas razones de beneficio”.

Reconoció que el gobierno de China presiona al mexicano para que no exista un encuentro entre el Dalái Lama y el presidente Peña Nieto, “con acuerdos comerciales que luego no cumplen”.

Visitas anteriores

En su anterior visita, el líder espiritual, en septiembre de 2011, fue recibido por el entonces presidente Felipe Calderón, con quien tuvo un encuentro privado, y en un comunicado la Presidencia informó que el jefe del Ejecutivo le había reiterado al líder religioso el “apego” del gobierno de México al principio de “una sola China” y el reconocimiento de la plena soberanía de la República Popular China sobre la región autónoma del Tíbet.

Ese mismo día, Marco Antonio Karam informó que de la reunión con el presidente Calderón y el comunicado había “una disonancia”.

“A él (Dalái Lama) no se le mencionó nada durante la audiencia que tuvo y en ningún momento se comentó sobre las diferencias con el gobierno de China, al contrario, Felipe Calderón le preguntó su opinión acerca de lo que puede pasar (…) le comentó sobre el problema del Tíbet, de cómo se encuentra en este momento, hablaron de temas vinculados a la ética, al narcotráfico, a la violencia, pero no se habló de este tema”, explicó Karam.

El Dalái Lama realizará su cuarta visita a México del 12 al 16 de octubre, los tres primeros días estará en la Distrito Federal y el 15 ofrecerá una conferencia magistral en el Centro Fox, en León, Guanajuato, y posteriormente visitará Zacatecas.

El día 12 de octubre, se anunció ayer, asistirá a la Universidad Pontificia de México, y el rector de esa casa de estudios, el padre Mario Ángel Flores, señaló que la Iglesia católica reconoce en el Dalia Lama a uno de los líderes religiosos más respetables en el mundo por representar a una de las más antiguas y venerables expresiones espirituales del oriente. Al encuentro en la Pontificia, dijo, asistirá el cardenal Norberto Rivera Carrera.

 — EUGENIA JIMÉNEZ