6 de mayo de 2014 / 11:49 p.m.

Buenos Aires.- Estados Unidos debe dejar de fiscalizar a otros países en el tema del narcotráfico y resolver los problemas que lo llevan a requerir 160 mil kilos de cocaína para consumo interno, dijo hoy el ministro de Seguridad de Argentina, Sergio Berni.

"Hay que ser un poco más serios, hay que hacer un mea culpa y no andar vendiendo por el mundo recetas mágicas para solucionar los problemas que ellos mismos no han podido solucionar", dijo el funcionario.

Berni advirtió que el gobierno del presidente Barack Obama debería fijarse muy bien lo que está pasando en una sociedad que necesita niveles tan altos de consumo de drogas, antes que criticar a países de América Latina.

"Estados Unidos necesita 160 mil kilos de cocaína para abastecer su mercado interno. Estamos hablando de un país donde la población de estudiantes consume más droga que tabaco”, explicó.

Denunció además que ese país "no pudo mostrar un solo éxito en el avance de la disminución del consumo de droga" y la disputa por su mercado "está generando en Centroamérica importantísimos hechos de muerte".

Estados Unidos, insistió, "tiene una política intervencionista" sobre los problemas internos de otros países, a los cuales trata con diferentes parámetros.

"Pero si hay una excusa o algo con lo que no pueden justificar una intervención es justamente con el tema de la droga, porque Estados Unidos fracasó rotundamente en todo sus intentos de parar el consumo de droga en Estados Unidos".

La semana pasada, el Departamento de Estado del gobierno de Barack Obama manifestó en un informe su "preocupación" por el "alarmante" incremento del consumo de drogas en Argentina y en Brasil.

Sin embargo, Estados Unidos consume más del 60 por ciento de las drogas que se producen en el mundo y es el principal exportador de armamento para los cárteles mexicanos, por lo que varios países le han exigido, más que críticas, corresponsabilidad por el auge del crimen organizado.

Notimex