RUBÉN MOSSO
22 de septiembre de 2013 / 07:43 p.m.

Ciudad de México • Los 35 mil integrantes del Poder Judicial de la Federación (PJF) donarán un día de su salario que será entregado a la Cruz Roja Mexicana para apoyar a los damnificados de los huracanes "Manuel" e "Ingrid".

Así lo acordó el Consejo de la Judicatura Federal (CJF), quien informó que la Comisión de Administración de este cuerpo colegiado instruyó a que en los próximos días entren en funcionamiento centros de acopio en las 39 Delegaciones Regionales y en las 25 Delegaciones Administrativas del CJF ubicadas en el interior del país, así como en los edificios del PJF ubicados en el Distrito Federal y zona metropolitana.

"Los productos que se recauden en los centros de acopio se entregarán por igual a la Cruz Roja Mexicana para que sea esta institución el canal de distribución de los mismos a las personas afectadas por los fenómenos meteorológicos", indicó el Consejo.

El CJF cuenta con más de 35 mil servidores públicos que laboran en 167 inmuebles distribuidos en todo el territorio nacional.

El órgano encargado de disciplinario y encargado de vigilar el desempeño de los jueces y magistrados federales mencionó que con estas acciones se solidarizan con las miles de familias afectadas por los fenómenos meteorológicos que recientemente afectaron a la totalidad de las entidades federativas.