26 de julio de 2013 / 01:47 p.m.

México• El PRD busca demostrar que existen documentos alterados y falsificados en la demanda que entabló un particular contra ese partido y que derivó en la decisión el Instituto Federal Electoral de retener parte de sus prerrogativas para saldar el adeudo.

El secretario general de ese partido, Alejandro Sánchez Camacho, informó que el grupo de abogados del Partido de la Revolución Democrática analiza los papeles presentados en el juicio que llegó hasta la Suprema Corte, para demostrar la falsedad de la documentación e iniciar acciones legales por la vía civil.

En entrevista, dijo también que se trata de un juicio fabricado que pretende debilitar al PRD, previo a la consulta nacional sobre la reforma energética.

Al referirse a la sentencia de la Corte que determinó que los recursos entregados a los partidos son embargables y que posibilitó que se retuvieran los del PRD para saldar el adeudo, dijo que llama la atención cómo con los elementos de investigación que tiene la Corte haya emitido esa sentencia.

Señaló que llama a sospecha que se haya emitido la sentencia cuando la Suprema Corte “no ha sido santo de nuestra devoción”.

“Todo parece indicar que es un acusado, fabricado que tiene como propósito debilitar las finanzas del partido en una coyuntura donde el PRD enfrentará gastos, como su consejo nacional, la asamblea nacional y la consulta sobre la industria energética”.

Dijo que la consulta nacional sobre esta última es una actividad estratégica para el PRD, por lo que “querernos hacer una debilidad en el presupuesto para que tengamos complicaciones financieras”.

DANIEL VENEGAS