20 de agosto de 2013 / 11:54 a.m.

Ciudad de México • El presidente nacional del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Jesús Zambrano, dijo ayer que la reforma energética se discutirá primero en el interior del Pacto Por México y si no hay acuerdos, se realizará un plebiscito. “Preguntémosle a la gente en 2015” antes de poner en marcha la propuesta, expresó.

"Vamos discutiendo, pero poniéndonos de acuerdo en qué coincidimos, y en lo que no, dejémoslo en un tiempo posterior. Así hemos construido los acuerdos en Pacto por México. Nos puede dar certidumbre para mantener los acuerdos que hoy requiere el país dentro del Pacto por México y más allá de éste. Preguntémosle a la gente", expresó el líder perredista en el programa Más MILENIO, con Carlos Zúñiga.

Al preguntarle sobre la propuesta de Cuauhtémoc Cárdenas de alistar una consulta ciudadana para revertir en 2015 la reforma energética federal, lo cual parecería que aplaza su lucha, Zambrano aclaró que "la lucha la estamos dando hoy, desde ayer, hoy y pasado mañana para defender nuestras propuestas. Vamos a ir a debatirlas en todos los foros que se requieran".

—¿Parecería que mientras hacen los foros y las marchas, la reforma la van a aprobar?—No. Uno de esos foros es el Pacto por México. En él hemos tenido la oportunidad de construir acuerdos poniendo por delante aquellas cosas en las que coincidimos, en otras no, por ejemplo la reforma constitucional; nosotros creemos que no se necesita.

Sin embargo, dijo que sí tienen coincidencias, como contar con un nuevo régimen fiscal para Pemex. "¿Eso es suficiente? Nosotros decimos que sí para acabar con la corrupción, combatirla de frente, no consentirla".

Sobre las declaraciones del secretario de Gobernación, Miguel Angel Osorio Chong, en el sentido de que no hay una reglamentación para resultar la consulta ciudadana, Zambrano respondió que "hoy no (hay consulta) y si se hiciera hoy incluso, de acuerdo con la Constitución, tendría que hacerse en 2015. Nosotros estamos impulsando una consulta ciudadana en la mitad de los estados el próximo 25 de agosto y la otra mitad el 1 de septiembre. Mientras tanto, yo le tomo la palabra a Osorio Chong: vamos discutiendo para ponernos de acuerdo en lo que coincidimos".

Posteriormente, en entrevista con MILENIO, se le insistió en que posponer la lucha para 2015 podría llevar a que la propuesta de reforma energética esté aprobada y puesta en marcha, a lo que respondió: "Y si la gente en 2015 dice que no se reforma, ¿qué va a pasar con las reformas que quisieron impulsar y que una mayoría mecánica de PRI y PAN sacaron adelante? Se vienen abajo, se tienen que venir abajo por disposición constitucional. Y de qué sirvieron las inversiones, la pretendida certeza jurídica que le están queriendo dar a los que vienen a querer adueñarse de la riqueza petrolera".

Zambrano agregó: "El planteamiento del ingeniero Cárdenas como una suerte de segundo momento en las reformas legales no es pecata minuta, es un planteamiento con mirada estratégica".

Presenta Cárdenas iniciativa

Por la mañana, Cuauhtémoc Cárdenas anunció que dejará todo para tomar en sus manos la defensa del petróleo e impulsar la lucha contra la privatización del sector energético, a través de debates y una consulta ciudadana que revierta en 2015 la reforma “privatizadora” de Enrique Peña Nieto, en caso de que el PRI aplique su mayoría en el Congreso.

En la presentación de la iniciativa de reforma energética del PRD en el Monumento a la Revolución, acusó de ofensivo y falaz el uso que se hace de la figura de su padre, el general Lázaro Cárdenas.

"¿Dónde cabe pretender sustentar esta retrógrada reforma en la figura de Lázaro Cárdenas? Es falaz la utilización que se hace del nombre de quien encabezó la lucha por el rescate y pleno ejercicio de la soberanía de la nación en el siglo XX".

Al frente de la defensa del PRD al sector energético, acusó que la reforma que pretende el Ejecutivo es entreguista y por eso "ofende a quienes verdaderamente se identifican con sus ideas y su obra. Ofende a la inteligencia y al sentido común. Nadie más lejos de una política entreguista que Lázaro Cárdenas. Nadie más lejos de mentir al pueblo mexicano. Nadie más lejos del oportunismo demagógico".

Frente a representantes de todas las corrientes del perredismo, incluido Marcelo Ebrard, el ingeniero arrancó un aplauso unánime cuando aseguró: "Dejaré otros asuntos y me lanzo de lleno a preparar esta campaña". Pidió comenzar a recabar firmas para certificar el respaldo de un millón 600 mil mexicanos que avalen mediante la consulta popular la derogación de la reforma, en caso que se consume.

De acuerdo con su propuesta, la consulta debería realizarse de manera concurrente con la elección federal de 2015, y contar con el aval de 2 por ciento de los electores, previa aprobación de la ley secundaria al artículo 35 de la Constitución, que sustenta la realización de ese tipo de ejercicios ciudadanos.

Cárdenas aseguró que la iniciativa del gobierno de Enrique Peña Nieto es “atentatoria contra la soberanía” y se erige como una amenaza oficial entreguista.

LILIANA PADILLA, ANGÉLICA MERCADO Y OMAR BRITO/MÉXICO