10 de marzo de 2013 / 05:33 p.m.

Legisladores del PRI afirman que sus respectivos estados tienen las pruebas de que la franja Punto Put les pertenece, por lo que prevén que se inicie un nuevo proceso.

 México • A pesar de que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) desechó el caso de la disputa limítrofe entre Campeche y Quintana Roo, no ha terminado el conflicto que inició hace más de 15 años y prevén que continúe varios años más.

Lo anterior, debido a que se puede iniciar nuevamente una demanda por ese territorio y revivir la pelea por la franja de 20 kilómetros de ancho y 120 kilómetros de largo, conocida como Punto Put.

Así lo consideraron los senadores Raúl Aarón Pozos (por Campeche) y el ex gobernador de Quintana Roo Félix González Canto, quienes reconocieron que la Corte rechazó el asunto, pero que no quiere decir que esté terminado.

El 31 de diciembre de 1996 se decretó la creación del municipio de Calakmul, en Campeche, por lo que Quintana Roo acusó que este se conformó invadiendo una franja de su territorio.

En entrevista, ambos legisladores priistas afirmaron que sus respectivos estados tienen las pruebas de que este territorio les pertenece, por lo que prevén que se inicie un nuevo proceso por parte de Quintana Roo.

“Nosotros tenemos la certeza y las pruebas de que ese es territorio está de nuestro estado”, dijo González Canto.

Recordó que el estatus es que la corte lo declaró sobreseído, con lo que Campeche y Yucatán no perderían territorio, pero reconoció que las manifestaciones que se han dado del lugar por parte de ambos lados de la franja son válidas.

“Son manifestaciones propias de la gente, los quintanarroenses tienen un movimiento en el que pedimos justicia, que no se nos quite ni un centímetro de nuestro territorio. Obviamente los hermanos de Campeche tiene su propia verdad, su propia lucha y los que viven en la zona tienen opiniones encontradas”.

“Nosotros tenemos pruebas de cómo la intención original del constituyente fue que estas tierras en litigio están del lado de Quintana Roo, ahí el Punto Put es el que está en conflicto. Nosotros lo reconocemos en un lugar, los vecinos en otro y ésta es la cohesión que ha generado la división y obviamente los conflictos en la zona”, abundó.

En tanto, habitantes de Campeche han conformado el Comité Ciudadano de Defensa de Calakmul, con el ánimo de no ceder el territorio, y aunque ha concluido el asunto, ven el riesgo de que se inicie nuevamente un proceso que lleve a otro litigio.

Este grupo acusa al gobierno de Quintana Roo de tener un interés económico detrás del conflicto.

“No es tan difícil llegar a la conclusión de que el mayor interés es la ganancia económica que disfrutarán los inversionistas extranjeros, que son quienes están presionando al gobierno de Quintana Roo”, señala la información difundida por dicho Comité.

Los beneficios, agrega, “no solo son por los significativos sitios arqueológicos ahí establecidos, como Calakmul, Chicanna, Becan, Ixpujil, Hochob, Hormiguero y Santa Rosa de Xtampak, también por el tráfico ilegal de maderas preciosas que lleva tiempo haciendose por parte de Quintana Roo, con lo que se ha sangrado a la reserva protegida”, .

El senador Aarón Pozos ha participado en marchas organizadas por el Comité de Defensa de Calakmul y aunque ha concluido la controversia en la SCJN, refiere que el gobierno de esta entidad tiene los argumentos para demostrar que no están invadiendo al estado vecino.

“Nosotros tenemos la certeza de que nos asiste la razón histórica y jurídica, Campeche, como estado libre y soberano, tiene muchísimos años más que Quintana Roo y eso nos da la certeza que vamos a tener un fallo favorable. Para nosotros la Península es un hermanamiento, comemos lo mismo, hablamos la misma lengua, tenemos las mismas costumbres, somos familiares. Y esto lo digo porque no aspiramos nunca a tener una confrontación con nuestros hermanos de la región”, dijo.

OMAR BRITO