NOTIMEX
19 de julio de 2017 / 06:04 p.m.

AUSTIN.- Un grupo de adolescentes hispanas protestó hoy contra la ley antiinmigrante SB 4 de Texas, realizando en las escalinatas del Congreso estatal en Austin una de las celebraciones más características de la cultura latina: una fiesta de quinceañera.

Unas 15 adolescentes, que portaban sus coloridos vestidos de quinceañera, escucharon el famoso tema de "Las mañanitas" frente al Capitolio estatal “para combatir el odio y el racismo al celebrar la cultura latina".

El grupo de jóvenes realizó también una serie de coreografías al ritmo de canciones que reflejaban su posición incluyendo "Inmigrantes", y "Somos más americanos".

“En la cultura latina, las quinceañeras son una tradición importante que resalta los lazos de familia, comunidad, cultura y reúne a las personas a través de la celebración, y este es el espíritu de la 'Quinceañera' en el Capitolio: celebrar la resistencia a la SB 4”, explicó Cristina Tzintzun, directora de Jolt, el grupo que organizó el evento.

“Para resistir a esta ley dañina y odiosa, nos basaremos en el increíble poder dentro de las mismas comunidades que la SB 4 afectará”, indicó Tzintzun.

"Nos negamos a someternos a una agenda de odio y nos negamos a avergonzarnos de lo que somos", dijo.

Algunas de las jóvenes que participaron en la manifestación, anticiparon cómo la ley SB 4 les afectaría como hijas de inmigrantes.

"Cuando el gobernador (de Texas) Greg Abbott, firmó la ley el 7 de mayo pasado, faltó al respeto a mi comunidad", dijo Magdalena Juárez, de 17 años.

"Si los legisladores quieren atacarnos y criminalizarnos, entonces vamos a luchar. Resistiremos celebrando nuestras familias y nuestra cultura", añadió.

El representante estatal demócrata Rafael Anchia, presidente de la fracción (Caucus) legislativa México Americano de la Cámara de Representantes de Texas, se reunió con las adolescentes en las escalinatas del Capitolio para agradecerles su valentía.

Después del evento en las escalinatas, las quinceañeras ingresaron al Capitolio para visitar las oficinas de algunos legisladores, para regalarles flores de papel hechas en casa y agradecerles a quienes votaron en contra de la SB 4.

A los legisladores que votaron a favor de la ley, las adolescentes les entregaron folletos describiendo cómo el estatuto afectará a sus comunidades.

La ley SB 4, conocida también como ley contra ciudades santuario, autoriza a los policías locales el preguntar sobre el estatus migratorio de las personas durante cualquier detención, incluyendo al cometer alguna falta de tránsito.

La ley, que entrará en vigor el próximo 1 de septiembre, contempla castigar a los alcaldes, sheriffs, policías y jefes de policía, por no cooperar con las autoridades federales y honrar las solicitudes de detención de los agentes de inmigración para mantener detenidos a los reclusos no ciudadanos sujetos a la deportación.


dat