REUTERS
2 de diciembre de 2017 / 04:17 p.m.

NUEVA YORK.- Decenas de personas se mostraron en contra de la reforma fiscal que fue aprobada por el Senado de Estados Unidos.

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, se unió a la manifestación en la Bolsa de Valores de Manhattan.

Las personas criticaron la propuesta de impuestos del presidente Donald Trump y dijeron que estaba enriqueciendo a los ricos a expensas de los pobres.

El Senado de Estados Unidos aprobó una reforma fiscal este sábado, moviendo a los republicanos y a Donald Trump a un paso más hacia su meta para recortar los impuestos a las empresas y a los ricos, mientras ofrece a los estadunidenses comunes una mezcla de cambios.

El gobierno presentó esta reforma fiscal como "la mayor reducción de impuestos de la historia", para impulsar el crecimiento, aumentar los salarios, los beneficios de las empresas y repatriar las ganancias de las multinacionales.

Por su parte el presidente Donald Trump festejó esta aprobación, lo que sería su primer victoria ante el legislativo en su mandato.

Las “políticas en este proyecto de ley reducirán los impuestos a las familias trabajadoras y pondrán a nuestra economía en un camino de prosperidad económica sostenible y creación de empleo”, aseguró el mandatario en una declaración divulgada por la Casa Blanca.

“La administración espera con interés trabajar con el Congreso para cumplir la promesa que hicimos de entregar recortes tributarios históricos para el pueblo estadunidense antes de fin de año”, señaló.



dat