AP
26 de octubre de 2015 / 10:54 a.m.

Madrid.- El presidente del gobierno español Mariano Rajoy firmó el lunes un decreto para disolver formalmente el Congreso y convocar a elecciones generales para el 20 de diciembre.

Al mismo tiempo, aprovechó la ocasión para hacer algo de campaña y destacar los logros de su gobierno al enfrentar la severa crisis económica.

Rajoy aseguró que ha cumplido una promesa hecha al asumir el cargo en 2011 de reducir las estratosféricas cifras de desempleo e incentivar el crecimiento económico.

Agregó que España pasó de ser un país amenazado con necesitar un rescate financiero a uno con la total confianza de los inversionistas, y de tener un desempleo récord a la creación de empleos.

El gobernante del Partido Popular espera que la recuperación económica impulse sus posibilidades electorales, pero las encuestas indican que el conservador PP está casi empatado con el Partido Socialista, el principal de oposición, y podría perder la mayoría parlamentaria.