4 de febrero de 2015 / 02:44 a.m.

Paró el dolor de manera temporal para el Monterrey. Rayados no encontró a un sparring digno y lo noqueó sin piedad para revivir en la Copa MX y, de paso, acercarse a los líderes del grupo.

Con un contundente 4-0, La Pandilla acabó con la sequía de triunfos en el certamen alternativo. Omar Arellano se erigió como el mejor hombre al convertir en dos ocasiones, mientras que Neri Cardozo y Pablo Barrera completaron la goleada sobre los Estudiantes de Altamira.

Los del Cerro de la Silla realmente nunca tuvieron un rival que pudiera exigirles. El cuadro tamaulipeco parecía más decidido a no perder que buscar el triunfo. Bastaron unas cuantas llegadas para que los visitantes lograran abrir el marcador.

Arellano adelantó a Rayados tras recibir un balón dentro del área y definir al primer poste del arquero Juan José García, esto al 18’. No había respuesta del anfitrión

Sobre el final de la primera parte, la ‘Pina’ aprovechó un balón que le sirvió Yimmi Chará, previa ‘pantalla’ de Cardozo’, para batir a García con un disparo cruzado.

En el complemento, Rayados optó por bajar las revoluciones dada la poca nula respuesta del Altamira. Esto derivó en menos llegadas y ritmo semilento de partido. Aun así, La Pandilla amplió el marcador.

Chará entró al área y mandó un centro a Cardozo, quien la mandó guardar con un disparo de primera intención.

Sobre el final, el recién ingresado Pablo Barrera sentenció el encuentro con una jugada personal. Al disparar, el envío fue desviado, haciendo inútil la estirada del meta García.

Con el resultado, Rayados llegó a cuatro unidades en el Grupo 2, a dos de los lídes Correcaminos y Veracruz, los cuales empataron 1-1 en el ‘Pirata’ Fuente.

GERARDO SUÁREZ