22 de agosto de 2013 / 06:29 p.m.

Ciudad de México • Al reforzar el acordonamiento de la CNTE en la sede del Senado de la República que cientos de maestros cercaron durante la noche, el secretario de la sección 22 de Oaxaca, Rubén Ñúñez sostuvo que los maestros disidentes no retirarán los tres plantones que mantiene en la Ciudad de México para regresar a clases, en tanto no se integren sus propuestas a las leyes secundarias de la Reforma Educativa.

"El movimiento nacional de la coordinadora indignado y rechazando el asunto de las tres iniciativas de estas reformas acordonamos la cámara de senadores como protesta. La coordinadora Nacional ha tomado la determinación de no regresar a clases, no regresar a nuestros pueblos a iniciar el ciclo escolar, en tanto no veamos favorecidos los acuerdos de nuestra asamblea y las demandas que hemos planteado".

El dirigente de la CNTE calificó a los diputados como "traidores que de manera amañada y en una sede alterna que no reconocemos, aprobaron las dos iniciativas de leyes secundarias y las trasladan a la Cámara de Senadores".

En ese sentido, señaló que están buscando una interlocución directa con los senadores.

"Exigimos a los senadores una reunión urgente, para decirles también que lo mismo que hicimos con los diputados, aunque ellos nos traicionaron, nos engañaron y responsabilizamos a la secretaría de Gobernación, a la presidencia de la República de esos actos que se presentaron y que seguimos sosteniendo es responsabilidad de ellos, nosotros nos manifestamos de manera pacífica".

Asimismo, consideró que las movilizaciones en la Ciudad de México son un triunfo, al lograr que los diputados sesionarán en una sede alterna.

"De manera histórica, la coordinadora nacional tiene cercadas las dos sedes del poder legislativo, los diputados y senadores hoy no van a poder entrar a sus recintos, además sostenemos el plantón en el Zócalo y esto es trascendental. La CNTE da muestra de esta contundencia, Oaxaca, Michoacán, el Distrito Federal, Chiapas, Guerrero, Sonora, Baja California Sur, Sinaloa, San Luis Potosí, Tlaxcala, entre muchas otras secciones".

Por su parte, el secretario general de la sección 9 del Distrito Federal, sostuvo que estos plantones que afectan a la ciudadanía, son responsabilidad del Gobierno Federal.

"Es un escenario que no queríamos, la responsabilidad es del gobierno federal cuando hace caso omiso de lo que pensamos los maestros. Estas son las consecuencias. Estamos con pruebas demostrando que tratamos de buscar el diálogo, nosotros no decretamos irnos a paro indefinido porque sí".

Alrededor de 2 mil docentes cercan la sede del Senado de la República, mientras un grupo de granaderos cercan la esquina de Reforma y París.

FANNY MIRANDA