REUTERS 
24 de junio de 2016 / 08:38 a.m.

Londres.- Reino Unido votó por abandonar la Unión Europea, un resultado que llevó al primer ministro David Cameron a anunciar su renuncia y que representa el mayor golpe a los esfuerzos de unión del continente desde la Segunda Guerra Mundial.

Como un auténtico terremoto político, con repercusiones nacionales e internacionales, Cameron anunció visiblemente emocionado ante su residencia de Downing Street que había informado a la reina Isabel II su intención de renunciar después de que la población apoyara la salida de la Unión Europea con el 51.9 por ciento de los votos.

Una hora después de conocerse el resultado oficial en Manchester, en el norte de Inglaterra, Cameron salió a la puerta del 10 de Downing Street junto a su esposa, Samantha, para comunicar su dimisión en octubre y subrayar que la voluntad del pueblo debía ser respetada.

Con la voz por momentos entrecortada, el "premier" dijo que se sentía honrado por haber servido al país desde 2010 y prometió hacer todo lo posible por ayudarlo a prosperar en el futuro.

Su intensa y apasionada campaña en favor de la permanencia, que contó con el respaldo de instituciones internacionales y del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, no fue suficiente para convencer a una población inquieta por el aumento de la inmigración.

"No creo que sea adecuado que yo sea el capitán que dirija nuestro país hacia su siguiente destino", dijo.

La renuncia de Cameron se dará para octubre, cuando el partido elegirá a su sucesor con motivo de la celebración del congreso anual de la formación, prevista entre el 2 y el 5 de octubre en Birmingham, en el centro de Inglaterra.

"El Reino Unido es un país especial, tenemos tan grandes ventajas, una democracia parlamentaria en la que resolvemos los grandes problemas sobre nuestro futuro a través de un debate pacífico, una gran nación comercial con nuestra ciencia y las artes", recalcó Cameron en un discurso a la nación.

"Si bien salir de Europa -dijo- no era el camino que yo había recomendado, soy el primero en elogiar nuestra increíble fortaleza".

"Ahora que la decisión ha sido tomada de salir, necesitamos encontrar la mejor manera (de hacerlo)", agregó el "premier", y comunicó que el gobierno se reunirá este mismo lunes.