31 de agosto de 2014 / 05:09 p.m.

México.- El reto del cubetazo de agua helada o "Ice bucket challenge" puso en la mira mundial a la esclerosis lateral amiotrófica (ELA), enfermedad crónico degenerativa incurable.

El desafío consiste en aumentar la conciencia de la enfermedad por medio de un video vaciándose un "cubetazo" de agua helada difundido en redes sociales, en las que se nómina a otros a hacer lo mismo. Las personas pueden aceptar el reto o realizar una donación a la ALS Association, o bien hacer ambas cosas.

La asociación estadounidense ayuda a enfermos y a familiares, y tiene un presupuesto anual de alrededor de 35 millones de dólares. Se estima que con el reto lleve recaudado aproximadamente 15.6 millones de dólares.

"Esta es una manera creativa para dar a conocer la ELA a través de las redes sociales y en las comunidades en todo Estados Unidos", refirió la presidenta de la ALS, Barbara Newhouse, en el portal de la asociación.

En su red social Facebook, señala que del 1 de junio al 17 de agosto más de 28 millones de usuarios comentaron o les gustó alguna publicación relacionada con el "ice bucket challenge" y se compartieron 2.8 millones de videos.

El presidente del Consejo Mexicano de Neurología, Héctor Ramón Martínez, comentó que el padecimiento se desarrolla por la pérdida de neuronas motoras y afecta la movilidad del paciente hasta provocarle la muerte.

En entrevista, el especialista comentó que en México se estima una prevalencia de 3.9 a cinco enfermos por cada 100 mil habitantes, lo que representa entre cinco y siete mil personas con dicha patología, y la edad promedio a la que se presenta es 47 años, con mayor incidencia en varones.

En México la sobrevida de un diagnosticado con dicha enfermedad es de 36 meses, tiempo superior comparado con uno de Europa o Estados Unidos.

Explicó que las extremidades se atrofian para después afectar la musculatura de deglución, que se encarga del paso de alimento al tracto digestivo, y posteriormente dificulta la respiración hasta que el paciente se asfixia poco a poco hasta morir.

En un principio, el enfermo comienza con debilidad en un brazo o pierna, que conforme avanza la enfermedad se adelgaza, lo que ocasiona caídas inexplicables que causarán dificultad para sostenerse, hasta quedar postrado.

Hasta ahora, el único medicamento para tratar la enfermedad cuesta alrededor de mil 500 dólares mensuales, y en México los pacientes son tratados con antioxidantes naturales, vitamínicos y nutrientes en una dieta menor a dos mil calorías diarias, además cuentan con terapia física y respiratoria.

"Es común observar que los pacientes tarden de 12 a 16 meses en recibir un diagnóstico, proceso en el que consultaron al menos a cuatro médicos, por lo que campañas como la del cubetazo de agua helada ayudan a concientizar a la población sobre este mal", puntualizó el especialista.

FOTO: Especial

NOTIMEX