REUTERS
20 de julio de 2017 / 10:17 p.m.

ANKARA. - Un poderoso terremoto de magnitud 6.7 dejó dos personas muertas cuando remeció las costas de importantes destinos turísticos de Turquía y Grecia en el Mar Egeo, dijeron funcionarios turcos y griegos.

El sismo ocurrió a las 17:31 horas tiempo local y su epicentro se ubicó al suroeste de la ciudad turca de Marmaris, en la provincia de Muğla, dijo el Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS por sus siglas en inglés).

El epicentro se localizó cerca de los pueblos de Bodrum y Datça en Turquía y la isla griega de Kos, en el Archipiélago del Dodecaneso, todos importantes zonas turísticas.

George Kyritsis, alcalde de Kos, dijo que al menos dos personas murieron en la isla griega y al menos otras 120 resultaron heridas debido al terremoto.

El servicio de bomberos de Grecia dijo que rescató a tres personas heridas desde un edificio dañado.

El jefe de la Presidencia de Gestión de Desastres y Emergencias de Turquía (AFAD, por sus siglas en turco), Mehmet Halis Bilden, advirtió a los ciudadanos de futuras réplicas y agregó que no se reportaron daños graves ni víctimas en Turquía.

"Nuestra gente debería saber que continuarán las réplicas, así que deberían abstenerse de entrar a estructuras dañadas o vulnerables", dijo Bilden al canal CNN Turk.

Datos en el sitio en Internet de AFAD mostraron al menos 13 réplicas (12 en Turquía y una en Grecia), cinco de ellas sobre magnitud 4.0.

Imágenes de televisión de la provincia de Muğla mostraron a cientos de personas abandonando sus edificios y esperando en las calles, mientras otros corrían para alejarse de las estructuras.

El sismo, que inicialmente se reportó como de magnitud 6.9, tuvo un epicentro muy superficial, ubicado a apenas 10 kilómetros bajo el lecho marino, dijo el USGS.


dat