REDACCIÓN
27 de enero de 2015 / 01:17 a.m.

A una semana del partido entre Colts y Patriots en la final de la Conferencia Americana, el famoso caso de los balones desinflados no se ha olvidado, luego de que la NFL no ha indicado el castigo que tendrá Nueva Inglaterra por ese acto.

Por otra parte a su llegada a Arizona, Russell Wilson prefirió no hablar sobre ese tema, no así Richard Sherman quien comentó que la NFL y su presidente Roger Goodell no castigarán a los Patriots y más y cuando se ha revelado una foto de Goodell cenando junto al dueño del equipo de Nueva Inglaterra una noche antes del encuentro ante Colts.

Por su parte el safety de Seahawks, Earl Thomas comentó que se recupera de su dolencia en el hombro pero que aún no queda descartado para particiapar en el SuperBowl.