REUTERS
19 de noviembre de 2017 / 10:33 a.m.

BEIRUT.- El Ejército sirio y sus aliados tomaron el control total de Albu Kamal, la última ciudad significativa de Estado Islámico en Siria, informó el domingo un servicio militar de noticias de Hezbollah.

Los militares ya habían declarado la victoria sobre Estado Islámico en Albu Kamal a inicios de este mes, pero el grupo yihadista organizó un contraataque utilizando células inactivas escondidas en la ciudad.

Sacar a Estado Islámico de Albu Kamal significa que sólo algunos pueblos a lo largo del río Eufrates y del cercano desierto, así como algunos puntos aislados en otras partes del país, permanecen en Siria de lo que fue el califato proclamado en 2014 por el grupo.

La mayoría de las fuerzas que combatían a los yihadistas en Siria e Irak han dicho que prevén que los militantes pasen a la clandestinidad para impulsar una insurgencia guerrillera con células inactivas y bombardeos.

Agencias occidentales de inteligencia han dicho que el grupo aún será capaz de inspirar ataques contra civiles alrededor del mundo.

"El Ejército sirio y sus aliados en el eje de la resistencia han expulsado a Daesh de su último bastión en suelo sirio", reportó el servicio noticioso de Hezbollah, utilizando el acrónimo árabe para referirse a Estado Islámico.

El "eje de la resistencia" se utiliza para describir la alianza entre Irán, Siria y militantes chiítas incluyendo a Hezbollah, un poderoso grupo musulmán chií del Líbano con estrechos vínculos con Irán.

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, con sede en Reino Unido, dijo el domingo que la mayoría de los militantes yihadistas se retiró de la ciudad, con enfrentamientos aún desarrollándose en el perímetro de Albu Kamal. 

ilp