AP
16 de septiembre de 2015 / 11:03 a.m.

Madrid.- El refugiado sirio al que una periodista húngara le hizo una zancadilla cuando cruzaba la frontera con su hijo en brazos vivirá en un suburbio de Madrid después que una academia de fútbol española le ofreciera un departamento y ayuda para rehacer su vida.

Osama Abdul Mohsen y su hijito Zaid viajaron en un tren que se espera llegue a Madrid a la medianoche el miércoles, informó Luis Miguel Pedraza, del Centro Nacional de Formación de Entrenadores (CENAFE), que prepara técnicos de fútbol. Uno de los graduados de la escuela, que habla árabe lo acompaña en el viaje.

Mohsen declaró en una entrevista que era entrenador de primera división en la Premier League de Siria y fue durante varias temporadas el entrenador de Al-Fotuwa, el club más grande de Siria.

Luego de terminar la entrevista, el refugiado recibió una oferta laboral para ser entrenador en España, según reveló hoy el diario deportivo As.

Miguel Angel Galán
, director de la Escuela Oficial de Entrenadores Futbol y Fútbol Sala (Cenafe), se ofreció para llevar a toda su familia a España y darle un puesto en esa entidad para Osama Abdul Mohsen y que su hijo de siete años se pueda entrenar como futbolista, su gran sueño.

"Lo primero es ayudarle a asentarse", dijo Pedraza. "Primero le ayudamos como gesto humanitario. Más tarde buscaremos algo. Él está interesado en nuestra escuela".

La escuela planea además ayudar a Mohsen a solicitar asilo en España. La semana pasada, el país acordó acoger a 17 mil 680 refugiados de Siria y otros países bajo un plan de la Comisión Europea.

La camarógrafa fue despedida cuando salieron al aire las escenas en los que le hacía la zancadilla a Mohsen y otros inmigrantes.