28 de febrero de 2013 / 02:00 a.m.

CUERNAVACA • Erika Hernández Gordillo, diputada local plurinominal por el Partido Nueva Alianza (Panal) y sobrina directa de la líder magisterial, Elba Esther Gordillo Morales, se ausentó de forma injustificada de la sesión ordinaria del Congreso del estado realizada este miércoles.

Hernández Gordillo, presidenta de la comisión de Fortalecimiento Municipal, no acudió a laborar al Poder Legislativo donde ocupa una curul a pesar de no tener ni residencia ni actividad de ninguna índole en Morelos, sino hasta días antes de tomar posesión como legisladora local plurinominal.

Oriunda del Distrito Federal, Hernández Gordillo tiene su “domicilio” en el municipio de Villa de Ayala, pero no vive ahí. La voz popular sabe que la casa a la que se hace referencia en su credencial de elector es propiedad o está a nombre de la mamá de Elba Esther Gordillo.

La legisladora es hija de una de las hermanas de la dirigente magisterial, y desde la noche de ayer dejó de contestar teléfonos, impidió recibir llamadas en sus oficinas, donde sólo indican que permanece en reuniones, y materialmente desapareció de su centro de trabajo y el ámbito político local.

DAVID MONROY