AP
7 de marzo de 2017 / 12:45 p.m.

WASHINGTON.- El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, sorprendió a un grupo de niños que visitaron esta mañana la Casa Blanca.

Luego de observar al mandatario, los menores estallaron de alegría, aplaudiendo la presencia del republicano.

Uno de los niños no ocultó su felicidad y corrió directo hacia el presidente para darle un abrazo y compartir algunas palabras con él.

Los recorridos infantiles son una nueva estrategia del gabinete republicano para mostrar una proyección más emotiva del presidente.