NOTIMEX
30 de diciembre de 2015 / 05:21 p.m.

Dallas.- Texas se convertirá a partir del próximo viernes en una de las entidades del país con las leyes más tolerantes a la portación de pistolas y revólveres, al permitirles a sus propietarios llevar y mostrar estas armas de mano abiertamente si cuentan con una licencia que se los permita.

Una ley firmada a principios de este año por el gobernador de Texas, Greg Abbott, vendrá a desechar a partir del próximo 1 de enero una prohibición que ha existido en Texas desde hace 125 años, y que impide la portación a la vista de armas de mano.

Bajo la ley actual, Texas exige a los propietarios de armas con licencia ocultar sus pistolas y revólveres para que no estén a la vista, pero sí les autoriza a caminar por la calle exhibiendo públicamente armas largas como AR-15 y AK-47, dado que éstas no pueden ser ocultadas fácilmente.

Sin embargo, a partir del próximo viernes Texas permitirá la portación abierta de todo tipo de armas.

Las pistolas y revólveres podrán portarse abiertamente en fundas fijadas al cinto o al hombro, si el dueño cuenta con una licencia emitida luego de una verificación de antecedentes.

La nueva ley continuará prohibiendo a los portadores de armas, llevarlas abiertamente consigo a muchos lugares, incluyendo bares, escuelas o empresas privadas que decidan prohibir su exposición, como las cadenas de supermercados HEB y Whole Foods, y la de cadena de hamburguesas Whataburger.

La portación de armas en forma abierta también estará prohibida en las cortes, los eventos deportivos y los establecimientos que obtienen más del 51 por ciento de sus ganancias a partir del consumo de alcohol en el lugar.

Algunas iglesias han decidido prohibir el acceso de quienes exhiban la portación de sus armas, pero otras lo han aceptado.

Algunas ciudades como Dallas comenzaron a preparar a sus residentes para “que no se pongan nerviosos y sepan cómo reaccionar”, ante la entrada en vigor de la nueva ley.

La ciudad produjo un video explicativo y editó un manual con respuestas a las preguntas más comunes sobre la nueva ley.

En ambos materiales se insta a los residentes a mantener la calma cuando observen en la calle alguna persona con una pistola en la cintura y se les pide que sólo llamen al número de emergencia 911 si creen que el dueño del arma está cometiendo un delito.

Las autoridades de la ciudad temen que los residentes reaccionen con pánico al observar a personas armadas en la calle y realicen llamadas al número de emergencia 911 sin que sea necesario.

Las autoridades de Dallas pidieron a los residentes de la ciudad llamar al 911 únicamente en aquellos casos en los que los portadores de armas están violando la nueva ley.

Las violaciones a la ley pueden incluir los casos en el que las personas portan el arma fuera de sus fundas, o se encuentran intoxicados bajo la influencia de alcohol o drogas. También en los casos en que los portadores de armas estén cometiendo un crimen o actuando en forma imprudente.

El subjefe de la policía de Dallas, Jeff Cotner, dijo que se espera que la gran mayoría de las personas con licencia para portar armas en forma abierta sean ciudadanos respetuosos de la ley, como lo han demostrado en los últimos 20 años, en los que la portación de armas ocultas ha estado autorizada en Texas.