1 de octubre de 2014 / 09:43 p.m.

Nueva York. — Cuatro personas infectadas con un virus que está causando problemas respiratorios severos en varias partes de Estados Unidos han fallecido, pero no sabe a ciencia cierta qué papel jugó la enfermedad en las muertes, informaron el miércoles funcionarios de salud.

Una niña de 10 años de Rhode Island falleció la semana pasada tras sufrir una infección bacteriana y del enterovirus 68, informaron funcionarios de salud de ese estado. El virus está detrás de un alza en las afecciones respiratorias en niños desde principios de agosto.

Fue identificado también en otros tres pacientes que fallecieron en septiembre, según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), los cuales declinaron ofrecer más detalles sobre esas muertes.

No está claro qué papel haya desempeñado el virus en las cuatro muertes, afirman funcionarios de Rhode Island y los CDC.

La niña de Rhode Island falleció a causa de una infección de la bacteria estafilococo dorado, que afectó a la menor junto con el virus, indicaron funcionarios estatales en un comunicado. Consideraron que la mezcla de las dos infecciones se trató de una "combinación muy poco común" e hicieron énfasis en que la mayoría de las personas que contraen el virus experimentan poco más que fiebre moderada y flujo nasal.

La niña gozaba de buena salud antes de presentar problemas respiratorios graves, por lo que los padres llamaron a los rescatistas, dijo el doctor Michael Fine, director del Departamento de Salud de Rhode Island. Fue trasladada en ambulancia a un hospital de Providence, donde falleció.

"Rápidamente después de que llegaron al hospital, las cosas se tornaron muy graves", dijo Fine en una conferencia de prensa.

Este enterovirus no es nuevo. Fue identificado por primera vez en 1962, pero como no se hacen pruebas de rutina para detectarlo puede haberse propagado ampliamente sin ser detectado en personas que sólo parecía que tenían catarro.

Este año el virus ha recibido más atención porque ha sido vinculado a cientos de enfermedades severas. Desde el mes pasado, hospitales de Kansas City, Missouri y Chicago han recibido numerosos casos de niños con problemas para respirar, algunos de los cuales necesitaron oxígeno o tuvieron que ser conectados a un respirador artificial. Muchos, pero no todos, tenían asma antes de la infección.

Funcionarios de salud dicen que no han detectado ninguna nueva mutación u otro cambio en el virus que lo haga más peligroso.

El gobierno informa que el enterovirus 68 ha afectado a por lo menos 500 personas en 42 estados y el Distrito de Columbia. Casi todos son niños.

Autoridades de salud también investigan si el virus tuvo algo que ver con un grupo de 10 niños de Denver que han sufrido debilitamiento muscular y parálisis.

FOTO: Reuters

AP