REUTERS
23 de febrero de 2017 / 11:18 a.m.

ESTADOS UNIDOS.- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, calificó la visita de su secretario de Estado, Rex Tillerson, a México como un "viaje difícil", en una reunión que sostuvo con presidentes ejecutivos de compañías manufactureras.

Sus comentarios los hizo cuando habló de su plan para deportar a México a inmigrantes ilegales.

El mandatario se reunió con cerca de dos decenas de presidentes ejecutivos de grandes empresas estadunidenses y les comentó sobre su proyecto para que retornen a Estados Unidos varios millones de empleos.

Ayer, el vocero de la Casa Blanca, Sean Spicer, explicó que Trump y Tillerson se reunieron antes del viaje a México y que consideraban que la visita sería benéfica para la relación entre ambos países.