AP
21 de septiembre de 2015 / 11:44 a.m.

Nueva Zelanda.- Un zoológico de Nueva Zelanda anunció este lunes que no sacrificará un tigre de Sumatra que mató a una veterana cuidadora.

El tigre macho llamado Oz mató a Samantha Kudeweh, de 43 años, el domingo por la mañana dentro de su jaula en el Zoológico Hamilton. Kudeweh fue cuidadora durante 20 años y era madre de dos niños, de 9 y 3 años.

El zoo, que tiene cinco tigres de Sumatra, es operado por el concejo municipal de la ciudad de Hamilton. Lance Vervoort, gerente general para la comunidad, dijo en una declaración que siempre existe riesgo para el personal que maneja los animales salvajes pero que el tigre no presentaba un riesgo adicional.

"Oz es un animal significativo para su especie", afirmó. "Es el padre de dos cachorros y es vital para el programa de conservación de esta especie".

Se considera que los tigres de Sumatra están en peligro crítico de extinción. Menos de 400 ejemplares viven todavía en las selvas de la isla indonesia de Sumatra.

Vervoot dijo que, según los profesionales del zoo, el ataque se debía a los instintos naturales del animal.

El zoo cerró después del ataque y reabrirá el jueves.

El gerente agregó que el zoo no comentará sobre el incidente hasta que se complete una investigación.

Kudeweh era la curadora del zoo, responsable de organizar la obtención de animales y su cuidado. Antes de llegar a Hamilton en 2005 trabajó en otros zoológicos. Sobre su actividad, escribió en el cibersitio del zoológico: "Para mí, lo mejor es la oportunidad de interactuar con otras especies cara a cara, pero la pena es tener que decir adiós a los animales".

Su marido es profesional de zoológico.

El vocero del concejo Jeff Neems dijo que el público nunca corrió peligro durante el incidente.

Neems indicó que el establecimiento recibe 128 mil visitantes anuales, lo que lo erige en el cuarto zoológico más popular de Nueva Zelanda.