SANDRA GONZÁLEZ
26 de julio de 2016 / 09:20 a.m.

Monterrey.-  Este martes el ex tesorero estatal, Rodolfo Gómez Acosta quedó imputado por los delitos contra el patrimonio del Estado y municipios, peculado y ejercicio indebido de funciones públicas por el caso KIA.

Durante la audiencia que se lleva a cabo en el Palacio de Justicia, el ex funcionario en la administración de Rodrigo Medina de la Cruz, se acogió a los beneficios del artículo 20 para no declarar sin embargo el juez le imputó estos tres delitos al considerarlo autor material en forma dolosa lo que implicó un daño al erario de 3 mil 608 millones 504 mil 688 pesos.

De acuerdo con los argumentos que presentó la Suborocuraduría Anticorrupción, Gómez Acosta y otros 11 ex funcionarios realizaron contratos ventajosos antes de que la armadora automotriz norcoreana solicitara instalarse en Nuevo León.

Es decir entre mayo y agosto de 2014 ya se había preparado el escenario para que KIA se instalara, cuando el convenio formal de inversión se realizó el 27 de agosto.

Se trata de 25 contratos de los cuales, en diez se autorizaron diferentes sumas de dinero para la adquisición de servicios como la compra de terrenos, un centro de capacitación y una estación de bomberos entre otros.

En la audiencia se informó que todavía en noviembre de 2015, cuando ya había terminado la administración de Medina de la Cruz, el Gobierno del Estado realizó erogaciones a la empresa extranjera.

Los otros implicados son Rolando Zubirán, Víctor Martínez, Luis Marroquín, Celina Villarreal, Jaime Parada Ávila, Fernando Gutiérrez Moreno, Juan Francisco Livas Cantú, José Gloria, Patricia Aguirre y Federico Vargas.

Aunque la defensa del ex tesorero solicitó la anulación de la imputación por tecnicismos, el juez negó esta posibilidad y se pasó a una etapa de vinculación que es la mitad del proceso.

LLEGA ERNESTO CANALES

El titular de la Subprocuraduría anticorrupción, Ernesto Canales hizo acto de presencia en la sala y señaló que es para verificar que los fiscales estén realizando las acciones necesarias y correctas para seguir con el caso.