multimedios digital
31 de marzo de 2016 / 11:17 p.m.

Monterrey.- El subprocurador Anticorrupción en Nuevo León, Ernesto Canales, manifestó enfáticamente que las acusaciones en su contra con respecto a un supuesto fraude perpetuado a la viuda de Emilio Azcárraga, Paula Cusi, son falsas.

En entrevista con Azucena Uresti, para Milenio Televisión, Canales dijo que las acusaciones de parte de Cusi, surgidas en 2013, no han probado ninguna culpabilidad en su contra.

“Este es un expediente que tiene ya varios años, y no se ha probado ninguna culpabilidad de parte nuestra. Son acusaciones que hace el señor Raymundo, sin una base cierta”, dijo Canales, refiriéndose a una columna escrita en un medio nacional, en donde se retomó el tema de los seis millones de dólares que presuntamente no le reportó a la viuda de Azcárraga, quien era su apoderada en una negociación con una televisora.

A pregunta expresa de Azucena Uresti, acerca de la existencia de los 6 millones de dólares, el subprocurador se limitó a decir que era un asunto privado, entre Paula Cusi y la televisora.

“Ese es un asunto que está en los expedientes, ahí ya está establecido que durante todo este tiempo, la parte demandante, la parte acusadora, no ha probado su acción”, dijo Ernesto Canales.

El subprocurador Anticorrupción comentó que incluso existe una contrademanda de su parte hacia Paula Cusi, por daño civil y mercantil.

“Dentro del expediente están las constancias en donde nosotros hemos probado la falsedad de las acusaciones”.

“Usted lo dice, es un señalamiento, no es más que eso, es un petardo, es un cohete lanzado que tiene luminarias efímeras, que no tiene sustento”, comentó Canales, al cuestionársele por la gravedad de las acusaciones, dada su actual posición como subprocurador Anticorrupción.

Ante las exigencias de los diputados locales y federales de que renuncie a su puesto, Ernesto Canales fue tajante: “los diputados no tienen competencia para pedir mi cabeza”, aunque dijo que está dispuesto a comparecer en el Congreso, si el gobernador Jaime Rodríguez se lo permite.

El subprocurador dijo que el mandatario estatal, así como su equipo de trabajo, estaban al tanto de las acusaciones al momento de su nombramiento.

“Este asunto fue materia de la investigación que realizó el Centro de Seguridad Nacional en el examen de prueba de control para poder dar por cumplido uno de los requisitos que se requiere para mi nombramiento. Es un asunto conocido, que ha estado en el medio por muchos años, llama la atención que precisamente cuando la Fiscalía está realizando investigaciones muy importantes de actos de corrupción, gente como Riva Palacio, traten de desacreditar este trabajo”, comentó Canales.

Al ser cuestionado acerca de si habrá alguna contrademanda de su parte, el funcionario dijo que el proceso legal ya existe, y que no tiene nada que ver con la Fiscalía Anticorrupción.

“No lo voy a dejar como un caso olvidado, es un asunto privado que no tiene que ver con la Fiscalía Anticorrupción, es un asunto que lleva su curso en los tribunales y que se mantendrá en ese sentido”, finalizó.