26 de agosto de 2014 / 03:11 a.m.

MONTERREY.- Francisco Montemayor, apoderado legal de Desarrolladora Trinity, asegura que la acción del municipio de San Pedro en contra de la Torre Tanarah fue sustentada con un obsoleto permiso de construcción otorgado en 2005 y no con el vigente que el ayuntamiento aprobó en 2010. 

Montemayor argumenta que el permiso de construcción de 2005 se obtuvo con un cálculo estructural (dictamen de construcción) que contemplaba edificar una plaza comercial con una torre de seis niveles y un edificio de 16 pisos; luego, el plan cambió, y el ayuntamiento aprobó a Trinity la construcción de una plaza comercial de tres niveles y un edificio de 27 pisos, y que la decisión de demoler la torre se basó en el segundo cálculo. 

"El municipio equivocadamente, dolosamente, no sé qué palabra utilizar, pero le entregan al perito de la Ciudad de México una memoria de cálculo de un edificio de seis pisos, de seis lozas [...] le piden (el ayuntamiento de San Pedro) que evalúe si con esa memoria de cálculo de un edificio de seis pisos soporta una de 27 losas", dijo. 

El dictamen con el que Montemayor asegura que el ayuntamiento sampetrino decidió la demolición, fue elaborado por Ingeniería Manuel Sáenz de Miera con sede en la Ciudad de México, a lo que el apoderado legal de Trinity cuestionó por qué el municipio no solicitó este peritaje a instituciones locales. 

"¿Por qué no lo hicieron aquí?, está la Universidad Autónoma de Nuevo León, el Tec, la Udem, en fin [...] ellos (el municipio) argumentan un conflicto de intereses", explicó. 

Una copia en poder de TELEDIARIO DIGITAL del dictamen realizado en junio de 2014 por la firma capitalina refiere que "el estudio de mecánica de suelos fue realizado para una edificación de seis losas y una cimentación, lo cual no corresponde con la construcción inspeccionada de treinta losas y la cimentación". 

Frente a esta observación del peritaje, Montemayor cuestionó el por qué el municipio pretende demoler cuatro pisos y no el excedente total. 

"Aquí el grave error, y lo que estamos muy molestos, ya se lo informamos a las autoridades de que están utilizando una memoria de cálculo de seis niveles", explicó.

Confirma excedente

En el tema del excedente de la Torre Tanarah, Montemayor aceptó que la edificación cuenta con más altura, pero defendió que ello no es el asunto central ya que esa situación "es regularizable".

"No existe un metro cuadrado de construcción adicional en la plaza, cumplimos los metros cuadrados que se tenían que construir en la plaza y lo que existe es una diferencia de metros  en la altura", dijo.

También dijo que debido a la altura el tema no es de competencia de Protección Civil municipal sino estatal.

"Lo que tenemos entendido es que en cualquier propiedad o construcción arriba de mil 500 metros le toca la facultad al estado, es lo que tenemos entendido y curiosamente aquí le está tocando a municipal", dijo.

Los platos rotos

Respecto a la factura que está de por medio para el pago de la demolición, Montemayor negó que la Desarrolladora Trinity pagará, y aseguró el costo lo saldará el erario.

"Va a ser muy claro y muy evidente que la información que está usando el municipio es comunicación falsa que es emitieron, alimentaron al perito con información equivocada. El tiempo nos dará la razón de que no debieron de haber tumbado ningún metro cuadrado del edificio dado por el área de Protección Civil que hay riesgo y lo que nos preocupa mucho son los daños incalculables y económicos que va a tener el municipio de San Pedro", concluyó.

FOTO: Agustín Martínez

LILIANA CAVAZOS | @lilianacavazos