19 de febrero de 2014 / 08:51 p.m.

Monterrey.- La alcaldesa de Monterrey, Margarita Arellanes Cervantes, pidió a los aficionados que acuden a los partidos de futbol en el estadio Tecnológico tener civilidad y mostrar un buen comportamiento.

Lo anterior con el fin de evitar hechos desagradables y violentos, que pudieran modificar la esencia de lo que ella llamó "una fiesta de todos".

Destacó que para el partido del miércoles por la noche entre los Rayados y el Cruz Azul-Hidalgo, de la Copa MX, el Municipio apoyaría con alrededor de 420 policías.

El personal regio estaría presente en los alrededores del inmueble del ITESM, apoyando a la Fuerza Civil, que tendría presencia también en el interior.

"Esto es un trabajo que nos compete a todos, y también pues hacer un llamado a toda la afición. Debemos demostrar nuestra capacidad de disfrutar una fiesta que nos pertenece a todos, y que no por unos cuantos se va a ver empañada", aseveró.

Arellanes Cervantes recalcó que la autoridad municipal ha tenido reuniones de trabajo con representantes del Estado y del propio Club de Futbol Monterrey, con el fin de llevar a cabo las acciones y medidas de seguridad durante los partidos.

Hizo hincapié en el llamado a los aficionados a "portarse bien", para que no se repitan hechos como los ocurridos la noche del pasado sábado.

Recalcó que deben encontrarse los mecanismos para perseguir y sancionar todas aquellas conductas antisociales o delictivas que puedan registrarse en los espectáculos deportivos.

“Hay que buscar que en este caso la autoridad pueda ejercer una sanción sobre estas personas, porque no es un buen mensaje”, concluyó.

Con respecto a la decisión de una juez al liberar a los siete implicados en los incidentes del sábado, refirió que sería necesario analizar todos los puntos para establecer cuáles fueron las posibles fallas en el procedimiento.

Agustín Martínez