LILIANA CAVAZOS Y MAYTE VILLASANA
23 de diciembre de 2016 / 08:23 a.m.

ESPECIAL.- El miércoles 21 de diciembre, Alejandra habría cumplido 17 años de edad, pero en casa no hubo festejo, sino preocupación ya que desde hacia una semana nadie sabía de su paradero.

Un día después, Óscar,  joven de 19 años y señalado como su pareja sentimental, confesó que el pasado martes mató a Alejandra y la enterró en el patio de su casa de la colonia San Ángel Sur.

Pero el mismo día en que Alejandra habría cumplido años, al otro extremo de la zona metropolitana, en una colonia de Salinas Victoria, Karen Abigail, otra jovencita de 16 años, fue asesinada a manos del padre de su hijo, un joven de 18 años identificado como Martín de Jesús.

Del caso ocurrido en Salinas Victoria, el presunto responsable fue detenido no sin antes recibir atención médica debido a una herida por arma blanca en el cuello, misma que presuntamente él se habría ocasionado tras cometer el feminicidio.

Respecto al feminicidio ocurrido al sur de Monterrey, el presunto responsable, Óscar, fue entregado por sus propios padres.

Irónicamente, también, en el cumpleaños 17 de Alejandra, el día en que mataron a Karen Abigail, el gobierno estatal celebró la sesión ordinaria del Sistema Estatal para Prevenir, Atender, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las mujeres. El tema fue la aplicación de la Alerta de Género activa desde el 18 de noviembre pasados, tras cuatro años de haber sido propuesta por la organización civil Arthemisas por la Equidad.

La Alerta de Género en Nuevo León está activa para los municipios de Apodaca, Cadereyta, Guadalupe, Juárez y Monterrey. En lo que va del año se han registrado 75 feminicidios en el Estado.

El pasado 20 de octubre se anunció que la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) instalaría una oficina en Nuevo León para brindar asesoría técnica al Instituto Estatal de las Mujeres en la elaboración de la estrategia para la atención de la violencia contra las mujeres.