DORA IRENE RIVERA
23 de mayo de 2017 / 06:53 p.m.

MONTERREY.- Los representantes del Club Deportivo Pumas ampliaron la denuncia que presentaron el viernes, por despojo de inmueble, en contra del alcalde de San Pedro, Mauricio Fernández, porque consideran que está entorpeciendo la labor del Ministerio Publico y ofendiendo a las autoridades, a los mismos integrantes del club y a la sociedad.

Fue el abogado Fermín García Flores, quien acudió a la agencia número 1 Delitos Patrimoniales del Palacio de Justicia de Monterrey para ampliar la acusación en contra del edil y sus colaboradores.

Agregó que son ellos, quienes están violentando los derechos humanos de los cinco policías que por instrucciones del mismo alcalde permanecen encerrados en el lugar.

Pues, los elementos se han negado, hasta el momento, a aceptar la propuesta del Agente del Ministerio Público de permitirles que salgan de las instalaciones del Club Deportivo Pumas, ubicadas en la colonia Fuentes del Valle.

Esa propuesta la hicieron los funcionarios de la Procuraduría de Justicia antes de concluir la audiencia de auxilio judicial solicitada por el director jurídico del municipio de San Pedro, Alberto Arturo Peza, y sus colaboradores.

Los representantes del municipio advirtieron que iban a analizar dicha propuesta junto con otros funcionarios sampetrinos, porque no podían dejar de resguardar el inmueble que consideran les pertenece.

Hasta este martes, los abogados de San Pedro, no habían tomado una decisión al respecto, por lo que los cinco uniformados permanecen en el interior del Club, a donde ingresaron desde el sábado, presuntamente después de que la Procuraduría de Justicia había decretado el aseguramiento.