26 de marzo de 2014 / 03:09 a.m.

Monterrey.- Luego de considerar que se les estaba dando mucho "golpeteo" político, la alcaldesa de Monterrey, Margarita Arellanes Cervantes; y el ex edil de San Pedro, Mauricio Fernández Garza, se reunieron para analizarlo.

Al concluir una comida en un restaurante en la colonia Del Valle, los panistas que han sonado como posibles candidatos para la gubernatura, afirmaron que se reunieron para analizar las complicaciones durante las próximas campañas, tanto internas en el Partido Acción Nacional, como en las externas con otras organizaciones políticas.

Mauricio Fernández aseguró que hablaron de política en general y de cómo se ha incrementado el golpeteo político contra ambos.

Por su parte, Arellanes Cervantes agregó que se ubicaron las áreas de oportunidad en la institución para buscar mejorarlas.

La iniciativa de la comida provino de Arellanes, en un acuerdo realizado desde diciembre. La reunión inició desde las 14:00 y duró cerca de dos horas. Mientras que Fernández agregó que podrían realizarse próximas reuniones.

Con información de Nadia Vanegas