Apodaca.- El Alcalde Raymundo Flores Elizondo, acompañado de su familia y funcionarios de la administración, compartió con más de cinco mil apodaquenses una mega Rosca de Reyes con una extensión de más de un kilómetro. Desde temprana hora, empleados municipales y del Gobierno del Estado instalaron las mesas para colocar la rosca desde la calle Morelos, frente a la Plaza Principal, para seguir por la calle Juárez hasta el Casino Apodaca ubicado en calle Chapultepec. El Alcalde se comprometió a traer los tamales el Día de la Candelaria, ya que le salió la figura plástica del Niño Dios. Ante la gran afluencia de personas, Flores Elizondo anunció que la pista de hielo ubicada a un costado de la Plaza Principal permanecerá abierta al público el día de mañana para que los niños aprovechen su último día de vacaciones. Redacción
6 de enero de 2014 / 01:04 a.m.