SANDRA GONZÁLEZ
13 de octubre de 2016 / 04:07 p.m.

MONTERREY.- Al entregar su primer informe de gobierno al Congreso del Estado, Jaime Rodríguez Calderón anunció la requisa de la Ecovía y la suspensión de las pedreras.

Ante las quejas ciudadanas, el gobernador ordenó a la Secretaría de Desarrollo Sustentable medidas para lograr un sistema de transporte eficiente. Por otra parte dijo que todas las pedreras serán clausuradas hasta que no presenten informes de que trabajan en orden con las normas ambientales.

“Como consecuencia del incumplimiento de las obligaciones establecidas para el concesionario que la opera, relacionadas con capacidad de unidades, mantenimiento y operación, no se pueden asegurar las condiciones de calidad, seguridad, oportunidad, permanencia y continuidad en la prestación de este servicio. En este momento ordeno la requisa del sistema”, dijo el gobernador.

El primer informe estaba programado para las 11:00 de este jueves 13 de octubre, pero justo en ese momento comenzó a trascender la noticia de disturbios en el penal del Topo Chico. Los titulares de la Secretaría de Seguridad, Cuauhtémoc Antúnez y de la Procuraduría, Roberto Flores, salieron del recinto para atender el caso.

Tras 20 minutos de retraso, el mandatario ingresó a la sala de sesiones con un semblante serio y tomó su lugar.

Ante los embates de cada diputado, tomaba una tarjeta y apuntaba... hubo que pedir más a sus colaboradores.

El cuestionamiento más reiterado que le hicieron fue la resolución del "cobijagate", pero en su intervención reafirmó a Ernesto Canales como Subprocurador Anticorrupción y aseveró que Rodrigo Medina será acusado por los otros dos delitos de los que fue absuelto.